Tu trabajo ideal te espera

Más de 1000 vacantes disponibles.

¿Cómo trabajar con 4 generaciones diferentes? – LED

¿Cómo trabajar con 4 generaciones diferentes?

Compartir: Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInGoogle+Email to someonePrint this page
¿Cómo trabajar con 4 generaciones diferentes?

Comparte

Compartir: Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInGoogle+Email to someonePrint this page

Las empresas y los colaboradores actualmente enfrentan uno de los retos más desafiantes: tener que generar sinergias y productividad con el grupo humano generacionalmente más diverso de la historia. La actual situación económica y política de las sociedades post-industriales ha generado que profesionales que pasan los 60 años se encuentren buscando empleo activamente al igual que jóvenes que apenas alcanzan los 18 años.

Por otro lado, según información de la Red de Universidades Anáhuac, las dos generaciones más jóvenes (millenials y generación Z) representarán dentro de 10 años el 59% de la fuerza laboral, por lo que es prioritario prestar atención a este periodo de transición y cambio cultural. Si bien, cerrar brechas generacionales que generan percepciones erradas entre los distintos públicos internos no es tu responsabilidad, puedes apoyar a esta labor desde tu posición para evitar que en el ambiente laboral se propaguen prejuicios comunes y perniciosos como:

  • La crítica desde las generaciones más jóvenes hacia los Baby Boomers por su poca habilidad de adaptación frente a la tecnología.
  • La crítica desde los compañeros de mayor edad hacia los millennials por su poco realismo al exigir resultados y recompensas desde el primer momento.

Pero antes de aprender algunas recomendaciones que te permitirán trabajar con compañeros de distintas generaciones y mejorar tu ambiente laboral, conozcamos un poco más de cada una de estas:

Baby Boomers (1946 – 1965)

  • Están acostumbrados a mantener estabilidad dentro de una empresa.
  • Son optimistas, trabajadores y presentan capacidad de ahorro. Algunos tuvieron la suerte de desarrollarse profesionalmente en auges de crecimiento económico.
  • Son la generación de la reivindicación de derecho sociales y la inclusión de la mujer en el mercado laboral.
  • Son experimentados en su campo profesional y comprometidos con este.
  • Buscan retos para crecer profesionalmente. Manejan bien la comunicación cara a cara y son orientados al servicio.

Generación X (1965 – 1980):

  • Personalidad adaptable a los cambios y más creativa que su antecesora. Así se adaptan al internet y a la transformación digital.
  • Parten de una crianza más libre pero sin dejar de ser autoritaria.
  • Son la generación que lidera actualmente las empresas y han dejado un claro sello de autonomía y disrupción en los proyectos que manejan.
  • No son tan optimistas como los boomers por haber atravesado crisis económicas a pesar de estar mejor preparados profesionalmente.
  • Valoran el trabajo constante y la superación personal.

 Millennials – Generación Y (1980 – 1995):

  • Muy sociables y flexibles frente a los cambios, sin embargo orientan esta adaptabilidad a mantener el equilibrio del trabajo con su vida personal, a pesar de que eso signifique cambiar de empleo.
  • Han visto que el trabajo constante no necesariamente da frutos, a partir de las experiencias de sus padres durante las crisis económicas que se atravesaron en los 90’s. Prefieren sacar provecho a los momentos en vez de dedicar toda su vida al trabajo.
  • La mujer de esta generación ve la vida familiar en segundo plano y prioriza su desarrollo profesional, de forma distinta a la mujer de la generación x, que mayormente equilibra ambos aspectos priorizando la familia. Difícilmente piensan en tener hijos.
  • Tienen alta autoestima ya que es una generación que desde pequeños han sido valorados y atendidos.
  • Gracias a la disrupción de la generación anterior, ellos son la primera generación de “nativos digitales”. Valoran la tecnología y el conocimiento, y reconocen el potencial de la transformación digital para aprender y emprender.
  • Pueden no ser optimistas pero toleran mejor el fracaso. A pesar de eso, por la inmediatez de las redes, son impacientes.
  • Son la primera generación que no necesita la guía de los adultos para informarse pero también es la que más dificultad tiene para organizarse y

Generación Z (1996 – ?)

  • Aprenden de forma autónoma de canales digitales, sobre todo a partir de formatos novedosos como los audiovisuales o transmedia.
  • Si la anterior generación vio la caída de la economía, ellos vieron la caída del sistema político, por lo que son una generación más “activa” que los millennials. Son más enfocados y responsables.
  • Llevan la creatividad a un siguiente nivel, ya que cada uno es una marca en sí mismo y muchos producen sus propios contenidos, parte de hobbys o emprendimientos propios.
  • Buscan diferentes modalidades de trabajo que les permita desarrollarse económicamente, profesionalmente y como personas.
  • Tienen mayor control y destreza sobre la tecnología y los procesos de Transformación Digital, ya que ellos nacieron durante el crecimiento exponencial de esta en el siglo XXI. Están más integrados con la tecnología.
  • En base a las experiencias de las anteriores generaciones y las crisis sucesivas tienen un interés mayor sobre el cuidado del medio ambiente y las personas.
  • Recién se están integrando al mercado laboral.

Recomendaciones

Como te prometimos en un inicio, ahora queremos brindarte 6 consejos esenciales para trabajar en sinergia con tus compañeros de distintas generaciones.

1. Identifica el perfil generacional de tus compañeros: No puedes esperar que todas las generaciones tengan las mismas competencias. Y no estamos hablando de conocimientos profesionales, sino de habilidades o competencias relacionadas a los programas y dispositivos digitales que se usan en la empresa o las metodologías de trabajo. Por lo que debes ser tolerante y motivar a los compañeros que aún no están alineados a que busquen capacitarse autónomamente o soliciten prontamente la asistencia de la empresa.

Por otro lado, te servirá identificar los reforzadores positivos que motivan a las diferentes generaciones. Los boomers se sienten más motivados por el reconocimiento público de sus éxitos, los de la generación X se sienten satisfechos con la empatía y felicitaciones formales, y los millenials se sienten reconocidos cuando tienen nuevas responsabilidades o reciben salario emocional como flexibilidad de horarios y cursos de formación. Si bien no es tu responsabilidad, si puedes proponer nuevas formas de reconocimiento para los empleados, y en tu día a día puedes utilizar estos reforzadores con tus compañeros para crear un buen ambiente laboral del que todos se verán beneficiados.

Si buscas impulsar la productividad de tus compañeros también debes reconocer las concepciones del tiempo y el trabajo que tiene cada uno de ellos. Los boomers puedan aguantar hasta 50 horas de trabajo semanal, pero dicho ritmo puede desanimar a los millennials. Y ello no se trata de perfilar a ciertas generaciones como flojos o inmaduros, ya que los millennials podrían realizar horas extras o trabajar fines de semana, siempre y cuando tengan la posibilidad de realizar home office o tener días libres. Para ellos es un tema de reciprocidad y equilibrio, algo en lo que coinciden parcialmente con la generación X, que prefiere tener sus labores realizadas dentro de los tiempos oficiales y disfrutar de su merecido descanso.

De esta manera podrán cuadrar y estandarizar una metodología de trabajo que funcione para todos, mediante la negociación y la escucha activa.

2. Participa de los espacios de encuentro: Si hay actividades de integración sería positivo que participes, ya que esta es una oportunidad para que todos se perciban parte del grupo y puedan mirarse de forma horizontal, reduciendo las barreras impuestas por la edad, la experiencia, sus profesiones y conocimientos.

En estos espacios puedes reforzar tus habilidades blandas, sociales o de trabajo en equipo a partir de las dinámicas que comúnmente se realizan, o aprovechar para conocer mejor a tus compañeros sin necesariamente tener que hablar sobre el trabajo.

Esta también es una oportunidad para compartir experiencias valiosas con tus compañeros y hacer saber a tus líderes sobre cómo la estás pasando. Si tu generación no está acostumbrada a este tipo de actividades, es el momento perfecto para perder el miedo. ¡Atrévete!

3. Comparte tus opiniones y toma decisiones: Las empresas están adoptando métodos de trabajo más colaborativos por lo que esperan que los colaboradores sean más propositivos y proactivos.

Si comentan un tema o proyecto en tu presencia, pregunta amablemente si puedes dar una opinión o si es que la requieren. Por otro lado, mantente abierto a las necesidades de tus compañeros, ya que muchas veces pueden requerir tu experiencia. Estas son oportunidades para destacar tu talento y ampliar tus posibilidades laborales dentro de la empresa.

También, tienes que tomarle importancia a las encuestas laborales y a los feedbacks (retroalimentaciones), ya que es una de las pocas formas en que la empresa conocerá tus percepciones y opiniones, sin darle más valor o importancia a unos colaboradores sobre otros.

4. Comunícate y hazte a entender: Lo más complicado de la comunicación intergeneracional es la diferencia entre los códigos que se utilizan. Por lo tanto, tienes que ser consciente de ello y, antes de hablar, procurar estandarizar tus opiniones e información de una manera entendible. Evita usar jergas, modismos o términos que posiblemente otras generaciones no conozcan.

En tu trato tienes que ser tolerante y paciente con generaciones que pueden no entender lo que tratas de explicar, ya sea por brechas tecnológicas o cualquier otra razón. No desestimes tampoco las opiniones de tus compañeros más jóvenes o de los mayores, ya que puede que sean opiniones valiosas pero aún no las entiendes. También tienes que tener flexibilidad para adaptarte a diferentes ritmos de aprendizaje y métodos, ya que en algunos casos tu generación puede tener la prioridad, pero en otras tendrás que ceñirte a procesos que son más sencillos para las generaciones jóvenes o para los boomers de tu equipo.

De igual manera con los canales de comunicación, si tus compañeros contemporáneos prefieren utilizar el whatsapp pero existe un miembro aún no familiarizado con la tecnología, no lo dejes fuera y emplea, al menos en un inicio, canales más comunes como las llamadas.

Finalmente, si existen procesos que no están funcionando porque son obsoletos o muy lentos, expresa tu disconformidad por los canales adecuados y con asertividad. Todas las generaciones valoran la frontalidad, la honestidad y el respeto.

5. Valora el salario emocional y tu crecimiento profesional: Las empresas recién vienen identificando cuáles son las estrategias idóneas para la atracción, gestión y retención de talento. Algunas generaciones prefieren el tiempo libre, mientras que otras solo logran motivarse con un aumento económico. Unos detestan tener que emplear tiempo extra en actividades internas, mientras que otros podrían aportar gran parte de su tiempo.

Por ello, a pesar de que algunas iniciativas te generen resistencia, valora el esfuerzo de tu empresa por brindarte beneficios adicionales, ya que alguno calzará con tus expectativas. Si te dan la confianza para tener horarios flexibles o hacer trabajo a distancia (teletrabajo) demuestra responsabilidad y compromiso, y se recíproco en oportunidades donde necesiten mayor tiempo o dedicación de tu parte.

Por otro lado, si te dan oportunidades de formación (cursos, seminarios, talleres), la única manera amable de declinarlas es haciendo saber que llevas otro tipo de formación profesional, tienes proyectos u otros trabajos, o una vida familiar muy demandante. Piénsalo con cuidado, ya que puede que te tomen como una persona con poco interés en su propio progreso o de bajo compromiso con la empresa. Si optas por aprovechar estas oportunidades, la mejor manera de retribuir este beneficio es apoyando a tus compañeros que carecen de los conocimientos o competencias que tú ahora tienes.

Es más, puede que algunos empleadores planteen como estrategia el mentoring entre colaboradores, en el cual puedes tomar parte activa. Si eres millennial o generación X puedes aprender de la experiencia profesional y de vida de los boomers; caso contrario, puedes beneficiarte de las nuevas perspectivas, conocimiento y habilidades de las generaciones más jóvenes.

Comparte

Califica el contenido LED

Publicaciones relacionadas

About Author

Un espacio dirigido a tu desarrollo y crecimiento personal; fuente de conocimiento e interacción. Enriquece tu visión global, define tu plan de vida y alcanza el balance saludable entre el éxito laboral y tu vida personal.

Comentarios: ¿Cómo trabajar con 4 generaciones diferentes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

shares